domingo, 28 de octubre de 2007

Algunos resultados de las encuestas de Pop is dead

Evidentemente es mucho más fácil emitir un voto en una de las encuestas de mierda que semanalmente se publican en este blog que sufragar en las elecciones para presidente.
En consonancia con el clima de boca de urna que impera en estos momentos en la Argentina, los siguientes resultados ofrecen el punto de vista de los popisdedeanos sobre ciertas cuestiones de interés general (?); de este modo, según los visitantes del blog:

• The Who habría vendido "no más de 30, no menos de 29" tickets al día de su cancelación.
• La agrupación norteamericana Black Eyed Peas sería "una mierda".
• De los proyectos de tributos a bandas y solistas, la serie Bossa n' mierda se impone como... "una mierda".
• La camioneta Citroen Mehari (esa que parece de plástico) es considerada como "una masa".
• Un 83% de los popisdedeanos "prefiere morir" antes que asistir al Personal Fest, al menos según el line up vigente.
• Gastón Pauls y los Red Hot Chili Peppers comparten el 27% de los votos en la categoría de "personaje que más pibes 'se comió'".

domingo, 21 de octubre de 2007

Soda Stereo, viernes 19 de octubre de 2007, Estadio River Plate






Después de la sarta de rumores, de la confirmación, de las especulaciones acerca del dinero en juego y la terriblemente agotadora y exagerada campaña publicitaria (que para colmo se mezcló con las elecciones presidenciales), llegó por fin la hora de la música, el momento de develar el misterio que se escondía detrás de esa movida gigantesca del operativo retorno.

Y si el concepto de “burbuja en el tiempo”, entendida como una fiel revisión de viejas épocas –sumada a la obvia falta de material novedoso– le otorgaba cierto marco de previsibilidad al show, esto fue volado en pedazos por tres tipos que, acompañados por una puesta escénica impactante y un volumen atronador (aunque de a ratos rato el sonido fue una bola amorfa), desplegaron su catarata musical ante una masa –65.000 personas, dicen los medios– que durante los primeros números se mostró prácticamente anonadada. ¿Emoción? ¿Escepticismo? No sabemos. Después de todo, Soda Stereo estaba ahí, con toda su magia intacta, su calidad y, por supuesto, su extensa batería de hits.

Si la cosa comenzó in crescendo, lo que siguió fue una fiesta que mezcló joyitas olvidadas del gran repertorio sodino (“En camino”, “Pic-Nic en el 4º B”, “No existes”, “Texturas”) fieles a sus versiones originales, con esos grandes e inoxidables éxitos que ni hace falta mencionar.

En síntesis, ha quedado demostrado que, a la hora de la verdad, el profesionalismo de los Soda es tal que se dan el gusto no sólo de incluir varios pasajes sónicos para hipnotizar a las masas, sino de prescindir de gestos demagógicos, discursitos pedorros o arengas de cualquier tipo, lo cual los aleja aún más del resto de sus colegas argentinos.

Setlist: Juegos de seducción / Tele-K / Imágenes retro / Texturas / Hombre al agua / En camino / En la ciudad de la furia / Picnic en el 4º B / Zoom / Cuando pase el temblor / Corazón delator / Signos / Sobredosis de TV / Danza rota / Persiana americana / Fue / En remolinos / Primavera 0 / No existes / Sueles dejarme solo / En el séptimo dia / Un millón de años luz / De música ligera / Disco eterno / Cae el sol / Prófugos / Zona de promesas / Nada personal.