martes, 28 de marzo de 2017

Depeche Mode – Spirit (2017)




Hace unos días, los miembros de Depeche Mode tuvieron que salir a aclarar que el grupo es “lo más opuesto a una banda de extrema derecha”, a raíz de afirmaciones del político norteamericano Richard Spencer –abrazado a esa orientación– que declararon a las canciones del trío de Basildon como la música oficial de su partido. ¡Vaya honor! Es posible que Spencer jamás haya reparado en el concepto que atravesaba el ya lejano Construction Time Again (1983), teñido por una especie de socialismo que, aún en su ingenuidad juvenil, cuestionaba de manera abierta el reparto de la torta (“Everything Counts”) y la decadente vida industrial (“Pipeline”). Tampoco le debe haber interesado recalar en los escándalos por cuestiones religiosas (“Blasphemous Rumours”) o relacionadas con la sexualidad (“Master and Servant”) que envolvieron al grupo en sus mejores años. Y todo esto por mencionar solo algunos de los aspectos que podrían espantar a cualquier mente conservadora.

Sea como fuere, hoy los Depeche son tipos maduros que suelen mostrarse en tiernas escenas familiares, tan alejados de la controversia como de las enormes obras que los convirtieran en una de las bandas más influyentes de las últimas décadas y uno de los grupos de culto con mayor convocatoria. Y hasta es probable que compartan con el bueno de Spencer la indignación con los oscuros tiempos que corren, de crisis, violencia y sobreinformación que desinforma, tal como se manifiesta en cada párrafo de Spirit.

Por supuesto, si el indeseable personaje interpretó “Where’s the Revolution” (el primer corte) como un llamado a la (re)acción, es algo solo podemos conjeturar, pero lo cierto es que por encima de la fórmula de blues electrónico que el grupo desarrolla por enésima vez al menos desde el B-side “Pleasure Little Treasure”, emerge una voluntad sociopolítica que no se ve desde hace rato, cuando en los sobres de los discos asomaba un arte con claras influencias de la estética soviética y era posible corear líneas como “Tu vestido está manchado con aceite / por trabajar tanto por tan poco”, o “Miénteme / como lo hacen en la fábrica”. Solo que en el medio pasaron algunas cosillas: un buen día el muro cayó, al otro día un imbécil decretó el fin de la historia, DM alcanzó la fama global, Alan Wilder abandonó el barco, vino el big bang de internet y tres décadas después todo parece caerse a pedazos en este aberrante mundo único que tanto soñaba Michael Jackson.

Y también ocurrió algo inimaginable: Martin Gore, el compositor hegemónico, finalmente se dignó a compartir una autoría con su amigo Dave Gahan (“You Move”), quien también firma los más introspectivos “Cover Me” y “Poison Heart”. Pero por fuera de esta curiosidad, los caminos parecen demasiado pisoteados: la elegancia techno de taquito de “No More (This is the Last Time)” y “The Worst Crime”, Gore reservándose los espacios más intimistas (“Eternal” y “Fail”) antes de recaer en una nueva revisión de la dinámica de “Behind the Wheel” en “So Much Love” y el aporte de Andy Fletcher que es, como siempre, una incógnita.

Dicho esto, y a riesgo de desalentar la escucha, lo más fácil sería concluir que Spirit es “más de lo mismo”, con la salvedad de la reaparición de cierta saña sado-maso que se remonta a la época de Some Great Reward (1984) y una lírica venenosa. Sin embargo, toda esa furia que se insinúa desde el arranque en “Going Backwards” (“Podemos rastrearlo todo con satélites, ver gente morir en tiempo real. / Estamos yendo hacia atrás, armados con nueva tecnología, hacia una mentalidad cavernícola”) huele más a rabieta de mediana edad que a las discusiones sobre cómo transformar el mundo desde nuestra vida cotidiana. Cosa que –aclaremos por las dudas– el grupo desarrolló sobradamente con mayor convicción y mejores resultados en momentos mucho más difíciles para andar haciéndose los locos. Ahora estamos todos grandes y, a fin de cuentas, el horno no está para bollos. 


Links:
Depeche Mode - Sounds of the Universe (2009)
Depeche Mode - Catching Up With Depeche Mode (compilación) (1985)
Dave Gahan & Soulsavers - Angels & Ghosts (2015)